¿TIENES VERRUGAS VISIBLES? ELIMÍNALAS CON ESTOS EFECTIVOS TRATAMIENTOS CASEROS

Las verrugas son lesiones en la piel que afectan a casi el 25% de la población mundial porque si bien no suelen ser graves, son al mismo tiempo muy contagiosas.

Estas lesiones pueden aparecer en cualquier lugar del cuerpo pero los lugares más frecuentes suelen ser: manos, cuello, cara, cerca de los ojos, plantas de los pies y también existen las verrugas genitales.

¿Por qué aparecen las verrugas?

Aunque una de los motivos más habituales por los que aparecen las verrugas es el contagio, es importante saber que se trata de un virus que surge como consecuencia del debilitamiento del sistema inmunológico debido a alguna enfermedad o a la ingesta de medicamentos durante largos períodos. En ocasiones, un corte en la piel permite el ingreso del virus y a partir de allí, la formación de verrugas.

Otros especialistas toman como factor influyente en la aparición de verrugas la predisposición genética, los embarazos, la diabetes y el sobrepeso.

Las verrugas suelen resultar dolorosas y extirparlas puede provocar un sangrado intenso porque tienen muchas terminales nerviosas, de modo que eliminarlas no es tan sencillo.

Te vamos a dar tres posibles soluciones al problema de las verrugas para que las seques de manera “casera” y puedas retirar la piel muerta.

El ingrediente principal es el vinagre, que actúa como un eficaz antiséptico y antibacteriano.

Remedio 1:

Toma un trozo de algodón con tamaño suficiente como para cubrir la verruga y mójalo en vinagre de manzana. Retira el excedente y aplica el algodón sobre la verruga, manteniéndolo así durante varios minutos.

Repite este procedimiento dos veces al día durante una semana hasta que notes que la piel de la verruga comienza a tomar un color oscuro. Al cabo de ese tiempo, la verruga caerá por sí sola.

Remedio 2:

Coloca en una venda adhesiva (curita) unas gotas de vinagre de manzana y aplica sobre la verruga. Realiza este tratamiento durante la noche para dejarlo actuar mientras duermes y retira por la mañana lavando la zona.

Repite cada noche antes de acostarte hasta que la verruga caiga por sí misma.

Remedio 3:

Realiza el mismo procedimiento anterior, pero deja la banda adherida a la piel durante 3 días. Retira al tercer día y remueve los restos de verruga con una piedra pómez.

Realiza esta operación de raspado cada vez que una verruga se caiga para eliminar la piel muerta.

Importante: No apliques estos tratamientos caseros en zona de ojos o párpados, ya que el vinagre irritará tu vista y te provocará ardor.

Comparte esto con tu familia y tus amigos.

Deja un comentario

error: COJA SU LUCHA BUSCANDO INFORMACION