La mantequilla de coco posee un contenido de nutrientes más rico que tu aceite. Paso a paso cómo hacerla

Parece que la gente está finalmente tomando conciencia sobre los beneficios de los alimentos disponibles en la naturaleza. Estos alimentos son una gran fuente de nutrientes y son significativamente beneficiosos para nuestra salud. Supongo que has oído que el aceite de coco es increíble y puede hacer maravillas para tu salud.

Ahora, si ya sabes lo que ofrece el aceite de coco, imagina que hay algo aún más sorprendente que eso – la mantequilla de coco! El aceite de coco es sólo un extracto de la pulpa del coco. La manteca de coco, por otra parte, es incluso mejor porque se hace usando la carne entera del coco, mezclada en una consistencia lisa.

Es muy simple y fácil de preparar. Aquí están algunos pasos de cómo preparar la mantequilla de coco en tu propio hogar:

Cómo hacer mantequilla de coco

Se recomienda obtener un coco entero. Encuentra un “coco viejo”. El dorado que ves en tiendas étnicas de abarrotes. Debes utilizar este tipo porque la carne se ha endurecido y se ha espesado y el agua de coco se secó.

Sin embargo, si no puedes encontrarlo, opta por los trozos de coco secos sin endulzar o copos. Deben ser frescos. Asegúrate de no usar coco endulzado, tostado, reducido o disecado.

Debes utilizar una licuadora de alta potencia (como Vitamix) para preparar la manteca de coco. Sin embargo, si no tienes una, también puedes utilizar un procesador de alimentos. Puede tomar un poco más de tiempo.

Añade 6 tazas de copos de coco en tu Vitamix / licuadora o procesador de alimentos. Esta cantidad es perfecta para crear una consistencia suave. Debes mezclar por 1-2 minutos hasta que consigas la consistencia lisa, como mantequilla. Tu mantequilla de coco sigue siendo líquida, por lo que debes transferirla a un frasco y dejar que se enfríe a fin de solidificar.

Aquellos que viven en un lugar de clima caliente se les recomienda colocar la manteca de coco en la nevera para que se solidifique. ¡Eso es! Ahora es el momento de disfrutar de tu manteca de coco casera, natural, saludable. Puedes comerla tal como es, añadirla a tus smoothies y café, extenderla en tus tostadas, o utilizarla para cocinar. ¡Es tu decisión! ¡Disfruta!

Deja un comentario

error: COJA SU LUCHA BUSCANDO INFORMACION