ELLA APLICÓ ESTE POLVO EN SUS MANOS Y SUS ARRUGAS DESAPARECIERON

Como sabemos nuestras manos la utilizamos para realizar casi todas las tareas que debemos hacer diariamente en la vida, siempre hemos visto como las mujeres se gastan un sinnúmero de dinero para tener una piel hermosa y sana.

Nuestras manos son una de las primeras áreas en nuestros cuerpos para mostrar los estragos del tiempo.

La piel de las manos es mucho más delgada que la de la cara; Por lo tanto, es aún más susceptibles a los signos de envejecimiento. También hay muy poca grasa en la parte posterior de las manos, por lo que cuando el colágeno y fibras de elastina comienzan a romperse, tiene un efecto notable.

Junto con los efectos dañinos de los lavados frecuentes y la exposición constante a los elementos, uno empieza a entender por qué nuestras manos requiere esa atención especial.

Por suerte, con muy poco esfuerzo, puede cuidar de sus manos y revertir los daños que ya se ha hecho. Sí, es muy simple, sólo tiene que probar algunos de los recursos que ofrecemos a continuación!

Ingredientes:

  • Bicarbonato de sodio
  • Aceite de oliva extra virgen.

Preparación:

Coloca una cucharada de bicarbonato de sodio dentro de un recipiente y, a continuación, añade unas gotas de aceite de oliva. Mezcla los ingredientes hasta que se forme una especie de crema, una pasta que no debe estar ni líquida, ni demasiado espesa.

Coloca la mezcla de bicarbonato y aceite sobre una esponja que puedas usar sobre tu rostro. Aplica este tratamiento de dermoabrasión casero haciendo suaves masajes en sentido circular sobre tu piel.

Usa todo lo que has preparado y déjalo actuar durante uno o dos minutos, antes de retirar con agua fría y una toalla.

Deja un comentario

error: COJA SU LUCHA BUSCANDO INFORMACION